Vagas desapariciones

Segunda edición, Editorial Alfa 2011 - Nº 7 de la Biblioteca Ana Teresa Torres

Segunda edición, Editorial Alfa 2011 - Nº 7 de la Biblioteca Ana Teresa Torres

Vagas desapariciones. Caracas: Grijalbo, 1995. Una clínica psiquiátrica en Caracas es el lugar adonde llegan quienes necesitan olvidar. Los pacientes son personajes emblemáticos que encarnan la diversidad de la sociedad venezolana del fin del siglo XX. En ese lugar de olvidos, dos personajes se alían para recuperar el pasado y escriben juntos sus cuadernos: Pepín, un joven de origen humilde, criado en la calle y admirador del militarismo, y Eduardo, un artista homosexual, de familia pudiente, herido por una sociedad machista. Ambos, observadores atentos de lo que les rodea, escriben también sobre el presente, sobre el universo variopinto de la clínica y revisan el pasado a través de las fotografías de Eduardo. En muchos casos, inventan el pasado cuando la memoria no lo proporciona y reinventan a los pacientes también. La clínica resulta una alegoría de un país signado por el fracaso, de una sociedad en la que la exclusión, la ignorancia del otro, es una bomba de tiempo. Novela premonitoria, Vagas desapariciones, publicada por primera vez en 1995, entrega al lector múltiples claves para comprender la Venezuela de hoy. “Pepín es el hijo de la democracia irresuelta –dice la autora–. Esa misma voz que después se ha alzado contra el sistema democrático. Pepín quería ganarse la vida como electricista y termina siendo un homicida. Esa venganza estaba en él y yo no sabía que su recuperación me iba a llevar a ese final”.  

Puede leer: 

Vagas desapariciones (fragmento) 

 

Otras ediciones:

 
 

Sobre Vagas desapariciones